El partido Liberación Nacional, ya celebró su convención interna con una considerable asistencia de votantes a las urnas. El resultado de esta consulta popular determinó que Antonio Álvarez Desanti ha quedado electo para presentarse como candidato presidencial por el PLN en las elecciones de febrero del 2018.

En los meses siguientes otros partidos celebrarán sus convenciones con el fin de definir quienes aspirarán a la silla presidencial y también conoceremos a los costarricenses que se postularán como candidatos a diputados.

Estamos de lleno en un año preelectoral que agita a algunos sectores de nuestra sociedad y despierta en muchos las ansias de poder y el deseo de ocupar un puesto en la administración pública que traerá aparejado además de un buen salario, la posibilidad de acumular anualidades, dedicación exclusiva, viáticos, cuotas para el consumo de combustible, pago de celular; además de viajes y otras bellezas de las cuales disfrutan hoy muchos servidores del Gobierno, de los supremos poderes y de instituciones autónomas.

Banner-SENARA-PAACUME Votar es un deber
Banner-nuevo-SSVMN Votar es un deber

Como es costumbre en nuestro medio, el gobierno de turno asume una actitud más laxa en cuanto a presentar propuestas de proyectos y reduce el impulso para ejecutar otras acciones ya iniciadas para meterse de lleno en la lucha electoral.

Por ello, vemos a ministros renunciar a su cargo para presentarse como precandidatos o diputados que recorren el país en procura de afinar sus comandos de campaña.

Del otro lado de la acera está esa masa de miles de ciudadanos a los que se les insta a cumplir con el deber de ejercer el derecho al voto, que de acuerdo con las encuestas (casi un 72% se declara que no tiene partido) ve con escepticismo el proceso político, porque no le convencen los candidatos, no cree en sus programas, o porque realmente no considera que la política cambie las cosas.

Muchas de esas consideraciones pueden resultar válidas, pero en realidad los ciudadanos debemos acudir a las urnas a emitir nuestros votos y elegir a las autoridades con responsabilidad y como respuesta al privilegio que tenemos los costarricenses de elegir libremente y de acuerdo con nuestra conciencia, a quienes dirigirán el destino de nuestro país.

Contar con la posibilidad de participar en elecciones libres es un derecho, el cual muchos países le han negado a sus ciudadanos, en otras ocasiones tales elecciones en apariencia democráticas esconden procedimientos espurios para concentrar el poder en una sola persona a fin de perpetuarse en el poder a lo largo de los años y conformarse como un dictador electo ¿democráticamente?

No importa el nivel de desaliento, decepción, apatía e incluso repudio hacia determinado partido o candidato, es deber participar en la contienda política con responsabilidad, porque no hacerlo es dejar de reconocer conquistas logradas en el pasado por muchos patriotas que lucharon por el derecho al sufragio.

Aunque pareciera que está lejano febrero del 2018, lo cierto es que el camino para llegar a las elecciones ya está en marcha y no se detendrá. Por eso, cumplamos con nuestro deber.

facebook Votar es un debertwitter Votar es un debergoogle Votar es un deberemail Votar es un deber